MiráVo

Qué salado ¿no?

16 cosas que un argentino debe saber si se va de vacaciones a Uruguay

Se viene Semana Santa y con ella el clásico intercambio de turistas entre un lado y otro del Río de la Plata. Para que nuestros hermanos argentinos se eviten sorpresas en nuestras tierras, un compatriota les armó un listado de lo más útil.

Por Ignacio Guebara (@iguebara)

No importa que hablemos casi igual. No importa la cantidad de emblemas uruguayos -desde Víctor Hugo Morales a Mónica Farro- que parecen más porteños que el Obelisco. Ni siquiera importa que en Montevideo también haya un obelisco. Muchas cosas son distintas desde el momento en que un argentino baja del Buquebus y aquí las agrupamos.

1. En (casi) todos lados hay wifi gratuito, incluyendo los colectivos de larga distancia.

No, no, te juro que no soy adicto, lo re controlo, posta.

2. Igual si estás demasiado manija, todas las compañías celulares tienen planes de roaming relativamente baratos.

¡Uy, cómo estoy!

3. Uruguay es un refugio para muchas marcas que en Argentina pasaron a mejor vida

Las Ruffles siguen vivitas y coleando, igual que la Schweppes Citrus. Y hay Kit Kat en todos lados.

4. La Coca Cola uruguaya es más rica que del otro lado del Río de la Plata

Por la misma razón desconocida que hace que la Coca chilena sea intomable. Seguramente hay algún estudio de una universidad de Minnesota que lo comprueba.

5. En Buenos Aires el río está al este de la ciudad. Salvo el litoral oeste, en Uruguay se ubica al sur

Tu brújula mental no sirve en la Suiza de América, amiguito.

6. ¿Viste el enchufe del cargador de tu celular? Bueno, acá no sirve.

Es hora de robar esos adaptadores de 3 a 2 de la casa de tu abuela.

7. Las novelas argentinas no están necesariamente al día en la TV uruguaya

Prime time de un canal de Punta del Este, febrero de 2015. Damos fe.

8. Y los enlaces para ver los nuevos capítulos en la web muchas veces no funcionan desde el exterior

Nada que un video pirata de YouTube no pueda solucionar.

9. Salvo que diga “pizzeta”, la pizza es individual.


Estoy tan sorprendida como todos ustedes.

10. Y si pedís “pizza” en lugar de “muzzarella”, lo que recibís es esto:


Sin queso no hay sobrepeso.

11. No importa cuánto intentás disimularlo, un uruguayo descubre enseguida el acento argentino.

¡Mi nombre es Wilson Tabaré!

12. No, en serio. Ni lo intentes.

Bo, soy Sergio Massa y te quiero hablar a vos que tajaí comiendo requesón.

13. Si compraste dólares para tenencia, cambiar por uruguayos y pagar en efectivo es más barato que pagar con tarjeta

Saliendo de la terminal de ómnibus, la cotización es mejor que dentro de la estación. Gajes del oficio.

14. Pero si salís a comer afuera, al pagar con tarjeta de crédito internacional te descuentan el 22% de IVA en el momento, por lo que la ecuación cambia

¡Enhorabuena, señor Cardholder Name!

15. En definitiva, no hay una sola respuesta a la pregunta “¿Con qué me conviene pagar?”

No, no sabemos a cuántos pesos argentinos equivale. Sí, el del billete es el abuelo de China Zorrilla, que Dios la tenga en la gloria.

16. Lo que sí está claro es una cosa: Uruguay es el mejor país

Mejor que Francia y mejor que París…